Cuál es el proceso de fabricación de una cuchara de acero inoxidable

fabricación de una cuchara de acero inoxidable

Seguro que si te preguntamos qué es una cuchara puedes respondernos sin apenas tener que pararte un segundo a pensar en ello pero, ¿conoces el proceso de fabricación de una cuchara de acero inoxidable?

En muchas ocasiones, tenemos tan familiarizados algunos objetos de uso cotidiano que ni nos pasamos a pensar en cómo han sido creados. 

En este post queremos explicar cuál es el proceso de fabricación de una cuchara de acero inoxidable, por si alguna persona curiosa quiere ponerse manos a la obra y conseguir sus propios utensilios personalizados. 

¿Qué material se usa para fabricar una cuchara?

En principio, una cuchara simple consta de un único elemento de acero inoxidable. Sin embargo, también podemos verla como el conjunto de dos piezas: la cabeza y el cuerpo. 

La cabeza es la parte inferior, la cuál tiene forma cóncava y que es donde se depositan los alimentos. El cuerpo, por su parte, es la forma alargada que se encuentra adherida a la cabeza y es por donde se agarra la cuchara. 

El material por excelencia que se emplea en el proceso de fabricación de una cuchara es el acero inoxidable. El acero inoxidable es un metal ferroso, es decir, una aleación compuesta por hierro y carbono, principalmente. Es el metal más importante y popular en la industria y el más utilizado hoy en día.  

El proceso por el cuál se consigue obtener el acero se divide en varias etapas. 

La primera es la extracción de hierro en las minas a través de un proceso de fundición en un alto horno. El material que se obtiene de estos hornos se denomina arrabio. Para convertir dicho material en acero, se le deben eliminar las impurezas y esto se lleva a cabo a través de distintos tipos de hornos. 

A continuación se obtienen los lingotes, es decir, grandes fundiciones de acero solidificadas con un tamaño y forma manejables. Después estos se llevan a la laminadora donde se laminan y conforman en formar de hierro tocho, tochuelo o palanquilla.

Estas formas son semiacabadas y se trasladan a las laminadoras finales donde forman chapas laminadas en caliente o en frío, planchas gruesas, láminas finas, tiras, barras, varillas o tubos.

Ahora que ya conocemos cuál es el material predominante para la fabricación de cucharas y otros utensilios, ha llegado el momento de conocer cuál es el proceso de fabricación de una cuchara de acero inoxidable.

Proceso de fabricación de una cuchara de acero inoxidable

Cortar el acero inoxidable

El primer paso del proceso de fabricación de una cuchara de acero inoxidable consiste en cortar las láminas de acero en función del tamaño y la forma que queramos darle al cubierto. La fábrica encargada de obtener estos utensilios necesita cortar la materia prima. 

Elegir el grosor

Es evidente que la cabeza y el cuerpo de cualquier utensilio tiene un grosor diferente. Por lo general, el grosor de la cabeza es de entre 0,8 y 2 mm y el del mango algo superior. El segundo paso del proceso consiste precisamente en establecer estos grosores. 

Existen dos tipos de estiramientos: estiramiento vertical y estiramiento horizontal. La primera se utiliza normalmente para producir cuchillos de mesa, mientras que la segunda se puede aplicar prácticamente a la creación de todos los utensilios. 

Recortar

El tercer paso del proceso de fabricación de una cuchara de acero inoxidable consiste en recortar el tamaño y la forma que deseamos que tenga el utensilio en cuestión. Para ello, se puede emplear el uso de unos moldes generales con los que será más sencillo y rápido conseguir este objetivo. 

Dar relieve

Seguro que has visto muchos cubiertos que tienen bordes, relieves o diseños personalizados. Aunque este no es un paso obligatorio, es importante saber que puedes conseguir una cuchara totalmente personalizada a tu gusto. 

Pulir los bordes

El siguiente paso consiste en pulir un poco los bordes de la cuchara para eliminar todo el material restante que sobra.

Volver a pulir los bordes

Sí, como lo lees. El penúltimo paso es volver a pulir la cuchara. Con todos los pasos anteriores la cuchara ya estaría completa, pero sin nada de brillo. Por lo general, una cuchara necesita entre 14 y 16 máquinas de pulido para brillar por completo. 

Limpiar

El último paso del proceso de fabricación de una cuchara de acero inoxidable es limpiarla una vez que se ha completado todo el procedimiento. Los distintos procesos realizados provocan residuos de polvo industrial, en algunos casos contaminantes. 

Por ello, es necesario limpiar la cuchara con un agua de desparafinado profesional y una máquina ultrasónica especializada en la limpieza. 

Ahora que ya conoces cuál es el proceso de fabricación de una cuchara de acero inoxidable puedes intentar crear tus propios utensilios y personalizarlos como quieras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba
Abrir chat